martes, 6 de octubre de 2009

El cuero del amor






Curtidos como postes
por las partidas
y los fantasmas blancos
de los que se fueron,
envueltos en lonas
hablamos de pasión.
Nuestra pasión es la sal
en la que se cuelgan los pellejos
para hacer de una bisagra de piel
el cuero del amor.

John Berger, Páginas de la herida.

No hay comentarios: